¿Cómo funcionan los traductores automáticos?

Ya hemos hablado por aquí de los traductores automáticos y los motivos por los cuales considero que, aunque te saquen de un apuro, no son la mejor solución para quien quiera una traducción óptima. Hoy quería comentar con vosotros un artículo aparecido el domingo pasado en El País en el que contaban cómo funcionan los traductores automáticos.

Básicamente el sistema consiste en llenar el ordenador de diccionarios, gramáticas y toda clase de datos con los cuales la máquina podría desarrollar un discurso. Así pues, según el artículo “un ordenador no entiende el lenguaje, lo procesa” y precisamente por eso aún es frecuente observar traducciones más o menos desafortunadas como la del ventilador que os comentábamos la semana pasada.

En el artículo de El País, además, las principales empresas de software de traducción de pago admiten que tienen un sistema híbrido que combina la traducción automática con una revisión humana para resultados óptimos.

Por último, quería comentar con vosotros el último invento chino que son unas gafas que “subtitulan” al interlocutor mientras nos habla en otro idioma. Parece ciencia ficción, ¿verdad?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: